Plan de 5 pasos para refrescar las plantas del hogar

Quién no tiene plantas en su departamento, y a quién no le ha pasado que por falta de tiempo o descuido se ha percatado que su pobre planta está a un paso de irse al más allá. No hay que sentirse mal porque a todos les ha pasado, la pobre planta que alguna vez se compró para alegrar los hogares está a punto de decir adiós. Sin embargo, hay maneras de resucitar a una planta, de forma sencilla y sin mucho trabajo. ¿Quieres saber cómo? Sigue leyendo lo que el grupo inmobiliario Ciudaris va compartir a continuación:

1. Inspeccionar y limpiar la planta

Solucionar los problemas de una planta de interior es un tema propio. Por ahora primero ha hacer es mirar que la planta no tenga nada malo. Inspecciona cada parte de la planta en busca de plagas, en especia en el lado externo de cada hoja o en las axilas, sonde la hoja se une con el tallo. Toma nota de cualquier plaga, solo en caso de que aparezca de nuevo.

Con un trapo, limpia las hojas con una solución jabonosa o jabón insecticida para eliminar cualquier plaga o polvo. Algunos helechos y otras plantas son sensibles, y solo se debe utilizar agua para su limpieza. Si las hojas se atrofian, rayan o motean, la puente puede tener un virus. Debido a que no hay cura, esta debe ser destruida.

2. Recortar y volver a plantar

Incluso las plantas saludables puedan beneficiarse al ser recortadas. Remueve cualquier rama muerta o enferma. Si la mayoría de las ramas lucen casi muertas, comienza a podar las puntas del tallo y detente cuando veas partes firmes y de color verde. Dado que las plantas obtienen su energía de las hojas, se debe dejar por lo menos dos tercios de las hojas de la planta intacta para ayudar a que la planta se recupere.

Retira la planta de su maceta y poda cualquier raíz muerta, suave o blanda. Si las raíces están muy entrelazadas, entonces procede a cortar a través de las raíces exteriores unas cuantas veces.

Coloca de nuevo la planta en su maceta pero con abono fresco, dejando aproximadamente una pulgada entre las raíces y el borde interior de la maceta. Nunca utilices una maceta que no tenga agujeros de drenaje, ya que el agua acumulada es una forma muy rápida de matar a las plantas de interior.

3. Colocar luz indirecta

La luz indirecta brillante es la mejor cantidad de iluminación que necesita una planta de hogar , con excepción de los cactus, suculentas y cualquier otra planta que requiera de luz intensa y directa.

Entonces, ¿qué es una luz indirecta brillante? Es un lugar en tu departamento que es lo suficientemente brillante como para leer sin dificultad y sin necesidad de encender la luz. Además, si colocas tu mano a unos cuantos centímetros de alto sobre el piso o la pared, debería proyectarse una sombra borrosa.

Si extiendes la mano y observas una sombra nítida o tienes que entrecerrar los ojos, entonces es una luz directa, que es suficientemente brillante como para dañar las hojas de la planta.

4. Fertilizar

Ahora que la planta está lista para comenzar de nuevo, mantengámosla de esa manera. Fertilizar las planta de interiores no es una ciencia exacta, pero es realmente importante si no quieres que la planta muera lentamente.

Ya sea que elija un fertilizante químico o sintético, es importante que elijas un producto que libere sus nutrientes de forma lenta y que sigas las instrucciones de la etiqueta. Echar mucho fertilizante de una sola vez quemará las raíces de la planta, lo cual es bastante malo, sobre todo si es una planta que antes ha estado apunto de morir.

5. Regar de forma adecuada

Ya sea que has salvado una planta de morir porque no se regó lo suficiente o fue en exceso, de lo que se ha aprendido es que el riego moderado es la clave. Sería excelente saber la cantidad exacta y cada cuánto tiempo debe regarse una planta, pero todo depende de la planta, la mezcla de tierra, el macetero y tal vez incluso la ubicación de las plantas, hasta donde se sabe.

Pero, en general, se considera seco cuando el agua solo cubre una pulgada de la mezcla de tierra. Riega la planta con cuidado cada vez, de manera que la mezcla de tierra puede absorber el agua y que los minerales del agua no se acumulen en la mezcla y dañen las raíces.

Así que ahí lo tienen. Una planta de interior limpia, podada, reubicada, fertilizada y con regular agua, de la cual comenzará a crecer hojas verdes en cualquier momento.

Si en tu planes de inversión está adquirir una vivienda, entonces te invitamos a conocer más sobre nuestros departamentos en venta en San Miguel,  ubicado en un distrito que no solo te ofrece comercio y diversión, sino cercanía a diversas áreas verdes así como al mar. Nuestro proyecto llamado Liberpark, te ofrece la oportunidad no solo de vivir en un buen distrito sino también está ubicado frente del parque, lo cual permitirá que tú y tu familia, o compañero de cuarto, vivan cerca de la naturaleza, pero sin alejarse de las comodidades y accesibilidad de la ciudad. Visita nuestra caseta de venta en av. Universitaria 620 – San Miguel.

*Traducido y adaptado de Zillow.com

Pilar Núñez

Gerente de Marketing en Ciudaris.

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Pin It on Pinterest